Diferencia entre masaje pre-competitivo y post-competitivo

959
Masaje pre-competitivo en ciclismo

El masaje deportivo nace como tal de la mano de Sarkisov Serasini quien postuló un tipo especial de masaje para deportistas, pero es el ciclismo donde se ha escrito la historia de esta disciplina milenaria de terapia manual.

Como se ha mencionado en otros artículos, la alimentación y el entrenamiento son factores clave para mejorar tu rendimiento. El masaje es otro de los elementos, quizás menos mencionado, pero no por ello menos utilizado. Esta terapia cada día tiene más ciencia y menos intuición.

Masaje Pre-Competitivo

Cabe resaltar que este tipo de masaje no reemplaza el calentamiento por lo que debes tener claridad de lo que te espera hasta el inicio de la competición.

Es necesario derribar el mito que el masaje pre competitivo calienta el músculo. El calor muscular se genera producto de la intensidad de la competición y no por una aplicación interna ya que la piel y los tejidos internos evitan que el calor exterior entre en el cuerpo.

Existen 3 variantes de masaje previo a competir:

  • 2 días antes: masaje orientado a revisar por última vez y aplicar la profundidad necesaria en tu cuerpo. Se revisa la existencia de contracturas, de puntos sensibles, algún acortamiento muscular o adherencia miofascial.
  • 1 día antes: este masaje está orientado a controlar tu ansiedad y nerviosismo, tu masajista se convierte en psicólogo sin quererlo ya que revive todos tus comentarios y sensaciones.
  • 1 hora antes: el mismo día de la competencia se puede realizar un masaje de activación, de alta velocidad y corta duración donde se pretende elevar la temperatura superficial y activar tu sistema nervioso. En este punto comienza la visualización deportiva y se podría decir que aquí arranca la competición ya que comienza tu proceso de mentalización y concentración para darlo todo.

Masaje Post-Competitivo

Recuperar tu estructura muscular es un desafío que comienza una vez acaba la etapa, para ello tienes el masaje post competitivo como uno de los factores de la recuperación junto a una sesión de rodaje regenerativo, la alimentación para reponer carbohidratos y la hidratación para reponer las sales minerales que has perdido durante la etapa.

Este masaje busca potenciar la recuperación muscular movilizando residuos metabólicos con maniobras superficiales y de media profundidad. Estas maniobras deben ejecutarse de pies a la cadera (distal a proximal) para favorecer el retorno venoso y ayudar así al sistema circulatorio.

Además, debes ejecutar estiramientos asistidos que buscan devolver la longitud natural de los músculos directamente afectados. Y como complemento final se recomienda aplicar una crema vasoconstrictora o crema de frío que también favorece el trabajo del sistema circulatorio.

Elevar los pies por sobre la altura de la cadera y utilizar medias de compresión también aportan pero claramente la terapia manual es mucho más específica por que revisa cada línea múscular de tu cuerpo.

(fuente: José Garrido Parraguez. Preparador Físico – Quiromasajista EMM)