//Cómo detectar y recuperarte del sobreentrenamiento

Cómo detectar y recuperarte del sobreentrenamiento

El sobreentrenamiento es una situación peligrosa, no sólo porque es una puerta abierta para las lesiones… entrenar demasiado puede significar una disminución de tu rendimiento.

Es importante saber interpretar los avisos de tu cuerpo para poder diferenciar entre estar cansado de una sesión de entrenamiento, o por el contrario encontrarte en una situación de sobreentrenamiento.

Cuando se acercan las fechas de primavera y verano, y ves que dispones de más horas de luz para entrenar, se hace difícil no querer aprovechar todo el tiempo disponible que tienes. Algunos ciclistas se recuperan perfectamente de los esfuerzos, mientras que otros necesitan un período más largo de descanso.

Para saber si estás sobreentrenado tienes que aprender a escuchar a tu cuerpo: siempre te dirá cómo te encuentras, tanto si quieres oírlo como si no.

Si te sientes extremadamente fuerte, motivado, tienes mucha energía, estás feliz y tienes un deseo incontrolable de subirte a tu bici… puedes dejar de leer… no has ido demasiado lejos en tus entrenos.

Síntomas del sobreentrenamiento

Algunos de los síntomas del sobreentrenamiento son fáciles de detectar. Puedes encontrarte en la situación que no puedes completar el mismo kilometraje que estabas haciendo hace unos meses. O puede pasar que tu velocidad no es lo que solía ser. Cualquier indicador que señale una disminución en tu rendimiento, como la potencia, la percepción el esfuerzo, la motivación e incluso el estado de ánimo es un buen indicador de que te estás pasando.

Los síntomas físicos del sobreentrenamiento incluyen disminución de la fuerza muscular y tiempos de recuperación prolongados. Tu cuerpo de repente puede necesitar más tiempo de inactividad de lo que alguna vez necesitó. En algunos casos, una analítica puede indicar una caída de ferritina y/o hemoglobina.

Otros síntomas pueden ser más difíciles de detectar. Una pérdida de apetito, una sensación de apatía o fatiga, estar de mal humor, y una incapacidad para concentrarte son todos los signos de advertencia que en ocasiones no asocias con tu planificación de entrenos.

Por separado, o incluso juntos, estos síntomas también pueden indicarte algún otro problema no relacionado con tu entrenamiento, pero si sospechas que has forzado demasiado la máquina durante las últimas semanas o meses, lo más probable es que necesites tomarte un descanso.

Cómo recuperarte del sobreentrenamiento

La mejor manera de salir de tu estado de sobreentrenamiento es a través de un descanso. Tómate un tiempo libre y concéntrate en otros deportes o actividades de baja intensidad que te gusten.

La recuperación activa siempre es mejor que la recuperación pasiva.

El objetivo principal es dar a tu cuerpo el descanso que necesita. Es difícil alejarte de algo que te apasiona, pero pon tu mira en la recompensa a largo plazo.

Es muy difícil decir cuánto tiempo tienes que descansar, puede ser tan poco como unos pocos días o tanto como un mes. Lo más importante es escuchar a tu cuerpo y ser capaz de juzgar honestamente tus niveles de energía, felicidad, motivación y salud en general.

Si le das a tu cuerpo el descanso que necesita, verás que volverás a subirte a la bici más fuerte y motivado de lo que estabas antes.

2018-03-07T16:22:03+00:00Categories: Entrenamiento|Tags: |